1984 – 2000

El lento declive del Balneario continua en el año de 1986 solo acuden 500 aguistas, ante esta situación, los propietarios deciden hacer un último esfuerzo para intentar relanzar el Balneario ante el pobre futuro que se vislumbra.

La obra de azulejos y mampostería, construida en 1971, que alojaban los grifos de los manantiales en la pared final de la galería de acceso es sustituida por el mural de azulejos que se ha convertido con el paso del tiempo en el icono del Balneario de Marmolejo. El mural consta de tres faunos con el nombre de los manantiales y una fuente con un grifo por cada uno de ellos

Este mismo año la Administracion y Oficinas del Balneario vuelven al antiguo edificio original en el Balneario, cerrándose la cafetería.

Se construye el nuevo Arco de Entrada al Balneario que hoy todos conocemos.Entrada al Balneario de MarmolejoTambién en 1986, se realizan unas obras de reforma del Gran Hotel que le otorgarán la categoría de 3 estrellas, se venderan parte de los jardines para construir un bloque de pisos buscando financiación.

Tras la reforma, este mismo año el Gran Hotel Balneario reabrirá sus puertas

La anterior fotografía muestra , al igual que en 1923, la ceremonia de Bendición del Hotel esta vez por el Vicario General Castrense Jose Manuel Estepa, familiar de uno de los accionistas.

Balneario años 80No obstante, a pesar de la inversión realizada, de todo el trabajo y de la ilusión, sea por la razón que fuere los aguistas poco a poco dejan de venir a Marmolejo.

En estos años se va imponiendo la realidad de un modelo de negocio para el Balneario que ya no funciona.

En abril de 1989 estallan todas las tensiones acumuladas y se produce una pelea en la Junta de Accionistas del Balneario, tal fue el incidente que diez de los participantes tuvieron que recibir atención médica..

En 1992 se llega a una situación límite y el Consejo de Administración del Balneario decide vender la empresa, acumulaba unas deudas de 250 millones de pesetas.

El Balneario de Marmolejo es ahora fruto de la especulación. Lo adquirió una empresa valenciana llamada LUIS CASES SA, que decide vender el hotel por separado, dividiendo de esta forma la propiedad del Gran Hotel Balneario y el propio Balneario de Marmolejo.

El Balneario sería vendido a posteriori a la empersa EXPABAL SA y luego a BALNEARIO DE MARMOLEJO SL.

Los manantiales del Balneario nacen, prácticamente en medio del lecho del río Guadalquivir. Los manantiales, la galería, los jardines, en definitiva todo el Balneario, por su situación, siempre han sido proclives a sufrir las crecidas del río y sus consecuencias.

La crecida de 1997 es, sin duda, la de más triste recuerdo; el agua destruyó la galería, los jardines y el resto de edificios del Balneario, y lo que es más grave contaminó los acuíferos y los manantiales. Para la empresa dueña del Balneario este ya no era rentable, y mucho menos con los gastos que tenían que afrontar para ponerlo de nuevo en funcionamiento, por lo que deciden cerrarlo y el Balneario queda en situación de abandono.

Vista del Puente del Balneario de Marmolejo

Esta decisión supuso un golpe muy duro para Marmolejo, no en el sentido económico, pues la afluencia de agüistas a estas alturas no era más que anecdótica, sino en el sentido moral y anímico, entendiendo todo lo que el Balneario y el recuerdo de sus años de esplendor significaba para el pueblo.

Galería del Balneario

A partir de entonces el Ayuntamiento entabla una verdadera batalla legal para recuperar, de una vez por todas, la titularidad del Balneario, perdida en 1883.

Toda la actividad pasa entonces a concentrarse en el embotellamiento de aguas, la pequeña planta que se construyó en los años 50 se amplia y se moderniza.

En 1997 la producción de la planta de embotellado llega a un millón de litros.  Tras la inundación y la consecuente contaminación de los manantiales propios del Balneario, se envasará el agua de otros tres manantiales: Arroyo Moyanico, Arroyo Seco y Fuente Nueva.

Aunque el agua embotellada ya no sea de los manantiales del Balneario se continua comercializando bajo este nombre.

En 1998, ante la lamentable situación económica que atraviesa la empresa propietaria del Balneario, que busca cualquier fuente de ingresos, se realiza una tala indisciminada en todo el Balneario. Arboles centenarios acaban talados y vendidos a una empresa maderera. El Jardin, plantado en 1883 es historia.

En la semana santa de 1999 se disuelve la Banda de Cornetas y Tambores de Pedro Coba, conocido como Pedro Piculín.

Fuente y aguadora

La madrugada del 26 al 27 de noviembre del año 2000 se produce un incendio en la planta de embotellado de Aguas, la investigación del suceso determinará que fue provocado pero no se hallarán a los culpables.

Incendio Embotelladora Foto_1 Incendio Embotelladora Foto_2 Incendio Embotelladora Foto_3

Los daños provocados por el incendio hacen inviable seguir con la actividad de la planta y su cierre es inevitable.

De esta manera cesa toda actividad comercial relacionada con el Balneario y las Aguas de Marmolejo, con la única interrupción de la Guerra Civil, las Aguas y el Balneario venían siendo explotadas desde hace  185 años.

<- 1944 – 1984

2001 – Hoy ->

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La Memoria y la Actualidad de Marmolejo a tu alcance.